Senolaf

Técnica Maestra III. En Senolaf.

 sophia-las-chicas-de-oro

Depende de tu edad, el titulo no te sonará de nada, tranquilo, ahora mismo lo cuento. Si te suena, al menos compartimos generación.

Hace mucho, mucho tiempo, en La Televisión había una serie llamada las Chicas de Oro, donde cuatro ancianas compartían casa y vivencias, mientras nos contaban viejos recuerdos.

Las cuatro ancianas eran Blanche Deveraux, una belleza sureña que no había perdido la fogosidad con los años, Dorothy Ibornak, divorciada y viviendo con su madre, Rose Nylund, la despistada e inocentona oriunda de Senolaf y Sophia Petrillo, la más anciana de todas, una deslenguada viejecita cascarrabias con aires de Mamma de la Mafia.

Bueno, pues Rose Nyund nos deleitaba a veces con historias de su infancia y juventud en Senolaf, con relatos que muchas veces no tenían nada que ver con la trama del capitulo ni con la conversación. Sophia Petrillo, también utilizaba este recurso remontándose en el tiempo y comenzando con su “imagina, Sicilia, 1920, una niña …” inventándose recuerdos tipo el Padrino, o historias de la guerra que no vivió y que nadie se creía, salvo Rose.

Y después de este rollo, ¿En qué consiste la técnica?. Pues en utilizar un PNJ para contar una historia dentro de la historia, un pequeño cuento que sirva o no a tus jugadores.

Aprovechar tus dotes de narrador, o practicarlas como técnica.

Quien cuenta la historia es importante, debe ser alguien respetado, sabio, generalmente anciano, cuya palabra se escucha. O por el contrario, un bufón, que es conocido que la sabiduría va de la mano de la risa.

El relato debe ser lo suficientemente corto para no hacerse pesado ni ocupar media sesión en un soliloquio, pero lo suficientemente largo para que no sea una anécdota graciosa. Debes practicar a contarlo sin interrupciones antes de la partida para valorar su longitud y su ritmo. Llevalo escrito, para no olvidar detalles importantes. Prepara un par de respuestas ingeniosas a las posibles interrupciones, mantén el ritmo del relato, no te pierdas por las ramas y piensa en como contaría un cuento alguien que ha conocido a los protagonistas, hazlo personal.

fabulas¿Para qué sirve esta técnica?. Primero y más importante, para introducir detalles de la ambientación que de otra manera resultarían artificiales. Cuando alguien que de verdad vive en la ambientación cuenta historias de su propio universo, dando detalles cercanos, le da credibilidad al conjunto. Piensa en como contaría un soldado romano sus conquistas, sus dioses y su día a día, es mucho más interesante que un catedrático soltando una parrafada de “Durante la segunda república, Roma invadió…..” Multiplica esto en una ambientación fantástica, donde no vas a leer a tus jugadores los panteones de dioses, semidioses, etc. En lugar de eso, un juglar puede contarles cuentos sobre los dioses y sus hazañas para que los personajes los vayan conociendo de una manera mucho más divertida que mandando estudiar.

Segundo, puedes dar pistas ocultas, parábolas, profecías o lo que se te ocurra sobre la partida, o sobre el futuro inmediato o lejano de la partida y la ambientación.

Tercero, puedes contar algo que se te ha ocurrido y que todavía no sabes como llevarlo a la partida. Creas un cuento, lo introduces en la botella y lo echas al mar, ya se verá si llega a costa, o se queda perdido en ese mar de botellas que vas dejando.

¿Cuándo usarla?. Generalmente en un momento de investigación o de relax durante una sesión tranquila, para preparar el camino hacia delante, o para reflexionar sobre el pasado. Aunque una historia de trinchera justo antes de un asalto sangriento puede resultar efectiva. La calma que precede a la tormenta es buen momento para historias, los cuentos en la hoguera, las confesiones en una barra de bar, los entierros, hay múltiples situaciones que pueden dar pie a que alguien cuente una buena historia.

Como inicio o final de cada sesión o aventura, dándole la narración a un jugador puede dar lugar a grandes momentos, como el diario de grupo que tanto se estilaba hace unos años.

Como veis es una técnica con grandes aplicaciones, pero que requiere una preparación previa, donde puedes aprovechar gran parte de lo que conoces para dárselo a conocer a tus jugadores. Sobretodo importante para introducirlos en ambientaciones nuevas, o darles detalles que no conocen sobre el mundo que lleváis años jugando.

Celtas_Cortos-Cuentame_Un_Cuento-FrontalEspero que visitéis a menudo Senolaf, o Saint Olaf (Minnesota), y que disfrutéis de la estancia y de los cuentos, desconocidos de oro.

Anuncios

Etiquetas: , ,

10 comentarios to “Senolaf”

  1. Salteador Memo Says:

    Magistral. Sacar “enseñanzas” de una serie como “Las chicas de oro” y darles aplicación a una partida. Mola!!

    Ahora prueba algo con Webster o Punky Brewster…

  2. kenderzico Says:

    De donde mejor seria la serie de Buscate la vida 🙂 ¿y contar una historia, dentro de una historia dentro de otra historia? jeje.

  3. Bru Says:

    Hoy me ha recorrido un nosequequesyo cuando has recordado a borik y su mapa de piedra que le dio su abuelo, junto con el hacha mágica estropeada.

    Lo bonito de las campañas roleras es que las partidas de hoy puede que sean las historias de mañana. Los personajes pueden ser leyenda.

    …. ¿Resurgirán mis sueños de viejo conquistador?….. Algún día igual me animo a montar una partida para encontrar el tesoro de borik. Del que se cuentan muuuuuuuchas historias.

  4. J.B. Says:

    Pues yo a Punky Brewster sí le veo mucha jugabilidad rolera. Encaja perfectamente en un rollo “Leon, el profesional”, o “el rapto”, de Marco Kreuzpaintner.

    Por cierto, había una película muy buena, de los 80, en la que unos raptores son incapaces de controlar a un crío superpuñetero, que acaba destrozándoles el plan (y no es Sólo en Casa, ya he dicho que la peli era buena, y seria). ¿Alguién me puede dar alguna pista? No tengo ni idea ni del director, ni de los actores, pero la vi hace veinte años.

  5. Bru Says:

    Si fuera en 1994 te diría que es “el peque se va de marcha”.

    Piensa que el tiempo pasa más rápido en la vida real que en nuestros recuerdos.

    http://www.filmaffinity.com/es/film881273.html

  6. Bru Says:

    O mejor dicho pasa más rapido en nuestros recuerdos..que en la vida real…. Bueno una de las dos. Lo bueno de ser filósofo es que puedes decir lo que te salga la polla y quedar bien.

  7. Bru Says:

    Y otra opción es Arizona baby. Que se ajusta más a la época. Donde aparece el icono sexual de nuestro amado master Nicholas Cage y dirigida por uno de los Cohen.

    http://www.filmaffinity.com/es/film535744.html

    Si es esta es buena peli

  8. dacostilla Says:

    Bru dijo:
    “me ha recorrido un nosequequesyo ”

    y yo digo, Nenaza…
    Je,je, a ver si te pica la vena y montas partida, redios ya.

  9. J.B. Says:

    Nicolas Cage se merece estar en su apellido.

    Lo de que sea un ícono sexual de alguien sólo se puede entender porque no deja de dar por el culo con su mierda de interpretaciones.

    Y estoy siendo moderado.

  10. J.B. Says:

    Por cierto ahora que veo los insuperables personajes de Villa Fábula:

    ¿Y montar una partida con personajes “adaptados” de Cuentos infantiles (o con los de la Biblia, “maqueados” según Monty Python, o de la filosofía griega, con el humor de los Epicuro, de William Messner)?

    El sistema de juego, en mi caso, sería lo de menos. Total, no me lo voy a aprender, sea el que sea.

    A veces tengo miedo de que se me pueda ir la pinza…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: